lunes, 4 de octubre de 2010

El relato encandenado....(5ª parte)




Vamos a ver, Ana, ha vuelto a proponer el juego de hacer un relato encadenado entre todos los que quieran participar.

La anterior vez me perdí como una tonta y no lo pude seguir, así que ahora voy a ver si soy capaz. Copio las reglas íntegras según las ha establecido ella:

"Yo comienzo en mi blog un relato con las primeras 6 líneas (aproximadamente). El primero que pase por aquí y le apetezca seguir el relato tendrá que decirlo en un comentario para que todos lo sepamos (con la dirección de su blog) y copiar mis 6 líneas para hacer un post con ellas y añadir 6 líneas (aprox.) más a su invención que tengan que ver con lo anterior. El único requisito es que diga de qué blog ha cogido el texto anterior y que explique el juego. De la misma manera otra persona tomará esas 12 líneas que se llevará a su blog y tendrá que cumplir los mismos requisitos. Así sucesivamente hasta 20 personas, es decir, el número 20 es el que termina el relato. Cuando se acabe recopilaré todo el relato y lo expondré aquí hablando de todos los participantes, así nos conoceremos todos un poco más y seguro que descubrimos nuevos blogs. Además crearemos un relato divertido hecho por 20 personas diferentes.
Eso sí, por favor, que queden claras y distinguidas las partes del relato (si queréis cada uno que le ponga un color distinto) para saber cuándo llegamos al número 20. (si es que llegamos...)"


A mí me toca la quinta parte del relato, así pues: (la verde es la mía)


Se había despedido de él con una sonrisa de quinceañera en los labios, el corazón latiendo con fuerza, los ojos brillantes, y una sensación de paz que no se correspondía con la tarea que tenía que haber realizado. Mientras se alejaba de aquella casa, las imágenes de la noche que acababan de pasar juntos le venían como destellos a la mente. Todos los movimientos, los susurros, las caricias, las risas, todo había sido fascinante, no lo esperaba, no eran los sentimientos que debía llevarse de aquel encuentro. Golpeó en el suelo con su bota para borrar las imágenes y logró recordarse que a ella la pagaban por matar. La próxima cita era dentro de tres días, esta vez no podía dejarse llevar, tenía una misión que realizar.

Se odiaba por no haberlo hecho. Por haberse dejado seducir y no estaba dispuesta a que volviera a ocurrir. Se quedó toda la noche en blanco pensando lo que tenía que hacer y cómo lo iba a hacer. Tragó saliva, saco el arma, la abrió, miró el cargador.. estaba vacío, lanzó un disparo al espejo donde se estaba reflejando... “te odio” se dijo a si misma.... “te odio”.. “lo has complicado todo. Ahora tienes que solucionarlo..."... Guardó el arma en el cajón de la mesilla, se tumbó en la cama e intento dormir. El tiempo se acaba.... Un continuo tic, tac retumbaba en su cabeza...

Debia completar su mision. Su entrenamiento deberia ayudarla a quitar de su mente y su corazon aquella noche y cumplir lo encomendado. Ya han pasado tres dias de aquello y aun tiembla al recordarlo. De todos modos, aquello seria una relacion imposible de continuar, su estilo de vida, su trabajo no se lo permitiria. Preparo el arma y la escondio en su espalda, recogio el cabello en una coleta y se disponia a salir a hacer su trabajo, cuando escucha pasos y de pronto la puerta se abre violentamente...

Sus ojos están a punto de salirse de las órbitas cuando ve aparecer bajo el umbral de la puerta al hombre que ha de matar. No necesita pensar qué hacer. En un movimiento fugaz, su mano empuña el revólver, apuntando a la cabeza del que ha de convertirse en su víctima. Su muerte será un paso más hacia su liberación, hacia la posibilidad de tener una vida normal algún día.
El hombre tarda unos segundos en reaccionar. Su mirada pasa del oscuro ojo del cañón del arma a los fríos ojos de ella, preguntándose si no se ha vuelto loco. Con la mano se coge el costado, bajo la chaqueta.
-¿Carla? -dice con voz inexpresiva, llena de incomprensión.
Ella no reacciona ante el nombre, no es el suyo, ni siquiera el que perdió hace ahora tanto tiempo, en otra vida y otro lugar.
El hombre cae al suelo antes incluso de que apriete el gatillo. La contempla con ojos vidriosos que ya no pueden verla. La chaqueta se abre, y queda al descubierto una gran mancha de sangre, contrastando con la blancura de su camisa. Ella mira el arma, fría en sus manos. No es ella la que le ha producido aquella herida.


Miles de veces había pensado en que llegaría este momento. El momento del arrepentimiento. Le habían enseñado y había aprendido con sangre, sudor y lágrimas que debía ser dura: "no sentir, no sentir, no sentir", ese era su tantra de los últimos 3 años. Pero, una vez más, el destino quiso que se mezclaran sentimientos con trabajo. Otra vez se dio cuenta que se volvían a mezclar el escalofrío del amor con el escalofrío de tener la sangre fría para apretar el gatillo. Pero esta vez no ha sido ella. Y eso aún la confunde más.
Recoge al hombre con todas sus fuerzas, y se prepara para cargar con él en el ascensor, meterlo en el coche y buscar una explicación a las últimas doce horas.



25 comentarios:

♥ Ana ♥ dijo...

jajaj Me encanta, estoy flipando más aun que con el primer relato. Genial!!!

A ver, quién se anima?

Un besazo

Anto dijo...

No veas, Cactus, ¡pero qué arte tienes! Anda que no estoy disfrutando con esto.

Un besazo

cactus girl dijo...

ANA, ANTO, josmíos qué nerviossssssssss...

Esta vez no podía fallar, porque la anterior me maree igual que una perdiz y fui incapaz de seguirlo.

Eso y que llegué tarde, claro.

Un besaco a los dos

hormiguita ana dijo...

JOEEEEEEEEER, cómo molaaaa!!! y yo con mi blog aún de albañiles,,,, ainsssss, jo!!!!

besotes luneros............... ;-)

cactus girl dijo...

HORMIGA, venga, a ver si para la tercera edición tienes tu blog ya niquelao...

Muaaaaaaaaaaaaaaaa

alma máter dijo...

Está quedando genial!!

Cheli dijo...

Me encanta!!! que siga pronto alguien mas!!!

cactus girl dijo...

ALMA MÁTER,CHELI, muchísimas gracias..A ver si es verdad que llegamos a 20!!

Lana dijo...

QUE BUENO! más más más más!!!!!!!

cactus girl dijo...

LANA, pues ve directa al blog de Ana, que allí se irá formando poco a poco...

♥ Ana ♥ dijo...

Chicos, lo sigue Bardinda:


http://bardinda1.blogspot.com/

bardinda dijo...

Ya he hecho la 6ª parte, haber que os parece.

Un saludo

cactus girl dijo...

ANA, BARDINA, genial..

Me encanta este reto.

Besos a las dos

Sandra dijo...

Te digo lo mismo q a Ana, cuando acabeis publicarlo todo junto!!.

Muakis!

cactus girl dijo...

Ya verás SANDRA, el final no tendrá nada que ver con el principio.

Sepa Dios en qué acabe esto...

No te animas???

Besos reina mora

Aglaia Callia dijo...

Me gustó esta parte en la que decidiste explorar un poco en lo que pudo ser el pasado de la protagonista, y su decisión frente al desastre, seguir para adelante, muy bien.

Jauroles dijo...

Bien, bien! Ando siguiendo el rastro y tiene muy buena pinta.

Besos.

cactus girl dijo...

AGLAIA CALLIA, JAUROLES, vermos a ver qué sale de todo esto..

La verdad es que es una idea bastante buena. Me ha gustado.

Besos

Miguel dijo...

Me parece muy buena iniciativa. Esto estimula la imaginación.

Un beso.

Sgt. Pepper dijo...

Me planteo engancharme al relato y cunado ya tenía esbozada la continuación descubro que va por la parte 11ª. Como pille otro relato de esos no lo dejo pasar pues parece divertido. De momento estaré pendiente para ver como acaba.

Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
cactus girl dijo...

MIGUEL, a ver si te animas para la próxima!

SGT.PEPPER, es que esta vez ha ido volando, por eso me apunté de las primeras, porque si no me pasa como la 1ª vez. Me perdí y no pude participar.

Un beso para los dos!

MariCari♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥ dijo...

Yo ya he llegado a tu blog... Gracias por tu precioso comentario por mi parte 14ª.
Yo a tí te sigo desde tu parte 5ª ¡¡fantástica parte 5ª!!
Te espero...
Bye, bye

MariCari♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥ dijo...

Discúlpame... parece que desayuné Yoes con chocolate... te prometo que no soy nada ombliguera... pero hoy voy con prisas...Btos.

cactus girl dijo...

MARICARI, gracias guapa!!!

Un besazo!!

Si el equilibrio me espera un poco más...quizá llegue a tiempo de alcanzarlo...